viernes, 2 de abril de 2010

Desgarro.

Me duele tanto este mundo!

sus gritos clamando
su necesidad y su injusticia
son mi tormento
impotencia de las manos
alzadas al cielo
insignificancia de la acción,
sufrimiento y guerras
que no conmueve al resto
¿ Cómo calmo tu dolor?
¿ Cómo dar lo que no tengo?
No escuchan la solución
no tiene fuerza mi voz
no puedo taladrar conciencias
que viven en el exceso
inmersas en banalidades
sobradas de sustento,
olvidaron lo que importa
mirar y ver, a veces es molesto,
rendidas al consumo inútil
ensalzando lo vacuo, lo absurdo
a ostentación, la exaltación de lo vulgar, de lo simple
modas, culto a ídolos de toda índole
que se adhieren con caridades de diseño
rentabilizadas en fama,
se enriquece, se engrandece lo pequeño,
se apagó la luz de la justicia
se olvidaron los valores
esperanza de lo recto,
devastación y ruina
de este planeta nuestro,
avaricia del privilegio
antes la destrucción
mientras puedan repartir réditos.

Si un niño muere de hambre
morimos un poco todos
y todos estamos muriendo.

Se seca la vida si no la riega el amor
si teniéndolo todo no valoras
no serás capaz de ver
a los que sin nada nacieron.

¡Desgarro del corazón!
que queriéndo no puedo
es mi riqueza, la única que tengo
si mi corazón te salva

¡ Tómalo!
yo te lo entrego.


Mariant Iberi.

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails